Inicio / 4x4 / De Rooy con Iveco se impone en la categoría de camiones del Dakar

De Rooy con Iveco se impone en la categoría de camiones del Dakar

Después de 13 durísimas etapas por los caminos más difíciles de Argentina y Bolivia, Iveco gana la carrera más dura del mundo en la categoría de camiones con el Powerstar pilotado por Gerard De Rooy, el piloto del equipo Petronas que tras su victoria, también con Iveco en 2012, vuelve a ponerse en lo más alto con su segundo triunfo en cinco años en el rally Dakar. De esta forma sigue siendo el único piloto que rompe la hegemonía de Kamaz desde que la carrera se disputa en Sudamérica.

Apoyado en su copiloto Moi Torrallardona, el único español que gana este año en una de las categorías y el primer español en la historia que gana el Dakar en camiones, y con el polaco Darek Rodewald como mecánico (con quien también ganó en 2012), Gerard de Rooy supo mantener un ritmo constante a lo largo de toda la carrera. Venció tres etapas y aumentó su diferencia cuando lo necesitó, en las especiales más complicadas, cuando tuvieron que atravesar las dunas del noroeste argentino, confirmando las cualidades de su Iveco Powerstar, que corrió con el dorsal 501.

La última etapa se disputó este sábado entre Villa Carlos Paz y Rosario, con una especial de 180 kilómetros. El ganador fue Hans Stacey pero los Iveco de Gerard de Rooy y Federico Villagra, ‘El Coyote’, supieron gestionar la ventaja que tenía en la general. El piloto argentino, que ha sido la gran revelación de esta edición del Dakar en su debut en la categoría camiones, terminó tercero y ha sido seguido por miles de aficionados del país.

Ton Van Genugten con su Trakker 516, terminó quinto la carrera. Él ha sido la otra gran revelación de la edición 2016 del Dakar en camiones en su debut en el equipo Petronas De Rooy Iveco. El piloto holandés consiguió que su Trakker, vehículo producido en la planta de Iveco en Madrid y luego preparado para la carrera en Holanda, se colocase entre los cinco primeros de la categoría desde la primera etapa hasta el final. Una posición en la que ha terminado la carrera con lo que, por primera vez en la historia del Dakar, Iveco tiene a tres camiones entre los mejores cinco.

Pep Vila, al volante del Iveco Trakker 518, también fabricado en Madrid, consiguió terminar en el Top 10, como era su objetivo. El piloto español ha completado su sexto Dakar con un vehículo Iveco, los cinco últimos en el equipo de De Rooy, y ha luchado duramente hasta el final para alzarse con esa posición. Hoy pudo mantenerse detrás a Artur Ardavichus para cumplir su objetivo, aunque tuvo algunas dificultades.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies