jazz-guadix-fs
Prueba del Honda Jazz Crosstar

Prueba del Honda Jazz Crosstar, un divertido aliado no solo en trayectos urbanos

El Honda Jazz es el clásico utilitario de la marca japonesa desde hace ya varias generaciones, se ha mantenido en el mercado desde el 2001 y está considerado como un referente de calidad en su segmento desde entonces.

La actual generación del Jazz presenta como versión tope de gama el acabado Crosstar, en la que el Jazz cambia ligeramente de aspecto tomando características de un SUV, de acuerdo con los nuevos gustos del mercado, en la que una cierta altura al suelo y la carrocería mas marcada es la tónica.

Al Jazz Crosstar no le falta ningún detalle de esta estética offroad, pues se le han incorporado las barras de techo cromadas, los pasos de rueda marcados y perfilados en plástico negro así como la protección por los bajos.  Ya desde la primera impresión, este modelo cae simpático.

En cuanto a su interior, es mas que espacioso y cómodo, no da la sensación de tratarse de un coche compacto y urbano, sino un coche de tamaño medio ya que es generoso tanto para los asientos frontales como los traseros. Este aspecto  le da muchas ventajas respecto a otros competidores de su segmento,  gracias a que ofrece espacio real para cinco pasajeros.

Los asientos son otro tanto a favor de este modelo, ya que siendo firmes, son especialmente cómodos, recogen bien la espalda y no producen cansancio tras un periodo de conducción largo, como ha sido nuestro caso. Además, en la gama Crosstar la tapicería de tela es repelente al agua y de un agradable color.

Estos asientos son especialmente versátiles y desarrollan el sistema de Honda “Magic Seats”. Este sistema hace honor a su nombre, pues se genera espacio moviendo los asientos prácticamente en segundos accionando una palanca de fácil alcance y pliega la línea trasera ganando espacio interior que llega a alcanzar hasta los 1.205 litros de capacidad en el caso de que el maletero (de unos interesantes 298 litros) no sea suficiente.

El cuadro interior es de líneas rectas, sobrio y perfecto, en el que todo está a la mano, sin sobrarle ni faltarle nada. Como es de destacar en todos los vehículos de Honda probados, el posicionamiento de cada pulsador está muy bien diseñado.

La pantalla digital del conductor es amplia, alcanza las 7 pulgadas y ofrece múltiples opciones de visualización, desde un simple número indicando la velocidad hasta la más completa, que incluye todos los datos con un buen orden y visualización. En el exterior de este cuadro, se incluyen dos gráficas laterales, una que indica el nivel de llenado del tanque y otra de la carga de la batería. Quizá se haya echado de menos alguna referencia a la cantidad de energía eléctrica que apoya al motor de combustión, sobre todos en tramos de pendiente. La pantalla multimedia de la parte central es de nueve pulgadas y es de muy fácil manejo.

Es de destacar que desde la posición del conductor  la visibilidad es fantástica,  y presenta  una luneta grande y panorámica que nos permite controlar todos los puntos de la carretera sin que los bastidores se interpongan en nuestro campo de visión.

La tecnología i-MMD híbrida que pronone Honda, pretende que la conducción sea intuitiva e inteligente además de silenciosa. Sobre un motor de combustión de gasolina de 1.498 cc se articula un motor eléctrico de 72 kW que dan como resultado 97 CV de potencia.

Tiene tres modos de conducción; la eléctrica en la que el Jazz circula con la carga generada únicamente con nuestra propia energía acumulada en la frenada generativa y en tramos de pendiente cuesta abajo; la híbrida, en la que el motor de combustión es el principal, siendo ayudado por el apoyo eléctrico cuando este lo necesita, sobre todo en tramos de pendiente; y finalmente el de combustión plena, cuando no se recibe ningún soporte eléctrico, bien porque la batería ya esta baja de capacidad o cuando nuestra demanda de velocidad es alta, sobre todo en autovías.

El resultado de todo esto y tras la práctica de este sistema, es que es muy fácil de conducir,  y efectivamente nada rumoroso, ya que los tres modos se intercambian entre sí sin llegar a apreciar  alteración alguna en el vehículo. La caja de cambios automática CVT ayuda particularmente, es suave y se comporta bien en situaciones medias.

Después de un periodo de conducción, logras hacerte con el sistema de funcionamiento, pues se va perfeccionando la técnica y  logrando que el Jazz circule con energía eléctrica el mayor tiempo posible. Esto se tradujo en el consumo medio durante nuestra experiencia, que alcanzó los mas de seis litros en tramo de autovía a velocidades medias de 110 km/ hora en la primera etapa de nuestra prueba, hasta los cinco litros en los posteriores tramos, que de seguro hubieran sido los 4.5 litros que indica Honda en trayectos intermedios de haber dispuesto del vehículo algo más de tiempo.

Nuestra prueba también alcanzó recorridos por carriles, dado su carácter  SUV. Es de reseñar que aunque no dispone de tracción a las cuatro ruedas, si tiene un buen desempeño circulando por carriles de tierra. La altura respecto al suelo, da tranquilidad y permite salvar obstáculos sencillos sin problema alguno. La suspensión se comportó muy bien aun siendo firme y fue un placer hacer carriles con energía eléctrica durante largos tramos.

Sin duda, la experiencia con este Honda Jazz Crosstar ha sido gratificante. Con él tienes lo mejor de los dos mundos: una conducción urbana ágil y económica por un lado, y seguridad y comodidad en carretera. Honda hace fácil lo rematadamente difícil: comprender a cada conductor interpretando con tecnología lo que este piensa, volcándolo en asistencias, ayudas y sistemas que simplifican la vida al conducir. Es una opción muy interesante para aquellos que necesitando un vehículo compacto por sus dimensiones en la ciudad, puedan recibir además un vehículo cómodo y seguro en carretera, con un tinte SUV muy útil para los que disfruten de la naturaleza.

Agradecemos encarecidamente a Honda Cotri, concesionario oficial Honda en Málaga, por habernos cedido este vehículo para la realización de la prueba.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Warning: realpath(): open_basedir restriction in effect. File(/tmp) is not within the allowed path(s): (/home/virtual/malagamotor.com/var/www/html/:/home/virtual/malagamotor.com/var/tmp/) in /home/virtual/malagamotor.com/var/www/html/wp-includes/functions.php on line 2101